Solo Lideres
Problemas de salud vinculados al uso de redes sociales

Problemas de salud vinculados al uso de redes sociales

Abusar de la tecnología, no tomar recaudos al utilizar la computadora y volverse adictos a Internet genera múltiples inconvenientes que afectan la calidad de vida.

El sentido común indica que estar muchas horas frente a una pantalla puede ocasionar problemas de vista, así como también se deduce que no sentarse correctamente frente a la computadora provoca dolores y patologías derivadas de una mala postura. El sedentarismo y la obesidad son otros enemigos para quienes le prestan una atención full-time a los dispositivos tecnológicos.

Al profundizar en las consecuencias de un uso excesivo y extendido en el tiempo de Internet, las alarmas se disparan porque uno comprueba que ser dependientes de un aparato tecnológico perjudica al organismo en todos los aspectos y quita años de vida. La adicción a la tecnología puede ocasionar tecnoestrés, un cuadro que se caracteriza por generar en quien lo padece irritabilidad, molestias musculares y ansiedad, entre otros problemas.

Y si nos centramos en el efecto de las redes sociales, el panorama es aún más preocupante. De acuerdo a un informe desarrollado en Reino Unido, la salud mental de adolescentes y jóvenes se ve seriamente dañada a partir del uso excesivo de Instagram, Twitter, Facebook y Snapchat ya que una gran mayoría presenta depresión, reacciones obsesivas, ansiedad, angustia, trastornos de sueño y distorsiones de la propia imagen a raíz de los comentarios que recibe o la poca popularidad alcanzada. La actividad virtual, además, lleva a aislar al individuo y a quitarle habilidades de interacción social, volviéndolo una víctima de su soledad y dejándolo sin la posibilidad de encontrar placer en la realidad.

Todo exceso, en cualquier orden de la vida, es perjudicial para la salud. Por esa razón, en el caso de la tecnología hay que saber reconocer a tiempo las señales de alarma para poder recuperar el bienestar ya sea de uno mismo o de un familiar. Eso sí: en los casos más graves de dependencia a Internet es fundamental solicitar ayuda profesional ya que, según un estudio, los adictos a la tecnología experimentan síntomas de abstinencia física cuando pasan muchas horas sin conexión.