Solo Lideres
Las claves del yoga facial

Las claves del yoga facial

El afán de alcanzar el bienestar tanto físico como mental y reflejar desde la apariencia vitalidad y frescura más allá del paso del tiempo lleva a mucha gente a interiorizarse en toda clase de ejercicios de yoga y en prácticas de meditación.

Así como la relajación se alcanza por medio de momentos de meditación y técnicas de respiración, la piel del rostro puede lucir jovial y tersa gracias a la práctica de yoga facial.
Se trata de una disciplina muy sencilla de implementar que se aconseja para combatir las arrugas y minimizar las líneas de expresión. Quienes conocen y defienden esta propuesta la definen como una gimnasia antiaging que proporciona excelentes resultados.

Gracias a este método, toda mujer puede erradicar la tensión de su rostro, relajar la musculatura de modo natural y tonificar y reafirmar la piel de su cara. Con la repetición de los ejercicios, además, se acelera la regeneración de los tejidos y se mejora la irrigación sanguínea.

De aplicarse de manera adecuada, el yoga facial también tiene un efecto terapéutico por ayudar a combatir el estrés y al aliviar presiones sobre cuello y cabeza, minimiza el riesgo de padecer cefaleas y aplaca el bruxismo.

Con esta práctica cada vez más extendida en el mundo, abundan las recomendaciones para mantener en movimiento todo el rostro y fortalecerlo. Quienes se especializan en ella proponen ejercicios simples para los párpados superiores e inferiores, el entrecejo, los labios, los pómulos, las sienes y el cuello. La boca, por ejemplo, puede mantenerse entrenada con solo adquirir el hábito de sonreír con exageración de un lado primero sin mover el opuesto, para luego de tres segundos reiterar la escena del lado contrario. A modo de cierre, se indica mantener durante cinco segundos una sonrisa de oreja a oreja. Con reproducir esta secuencia siete veces, a mediano plazo comienza a notarse un aire rejuvenecedor en la zona.

Por supuesto, no se trata de una fórmula mágica capaz de hacer milagros: de querer advertir los resultados y disfrutar los beneficios de estos movimientos hay que tener constancia y respetar las secuencias de repetición sugeridas por los expertos. Esta gimnasia no implica un gasto considerable de energía ni exige contar con elementos específicos, así que vale la pena darle una oportunidad si la idea es darle batalla a las arrugas y verse bien.
 



Texto: Redacción Sólo Líderes